• Páginas

  • Categorías

  • Archivos

  • Anuncios

> Berria: Trans > TRANSEXUALES CONVOCAN UNA PITADA ANTE LA SEDE DEL PSOE PARA RECLAMAR SUS DERECHOS

  • Los transexuales convocan una pitada ante la sede del PSOE para pedir operaciones de cambio de sexo gratis
  • Servimedia, 2007-11-16

El colectivo transexual Bloque Alternativo de Liberación Sexual ha convocado para esta tarde ante la sede del PSOE en Madrid una pitada para que el Gobierno cumpla con su compromiso de que la sanidad pública financie las intervenciones quirúrgicas de cambio de sexo.


Según ha informado este colectivo, el lema de esta convocatoria es “Basta de engaños, nuestra salud está en juego”.


Esta organización explica que recientemente el Ministerio de Sanidad ha propuesto a este colectivo una solución parcial a la prestación sanitaria transexual, que consistiría en la designación de uno o varios Centros de Referencia Estatal en toda España.


“Esta propuesta discriminaría a las personas transexuales que viven en localidades alejadas de los pocos centros de referencia que se designen. Especialmente llamativa sería la discriminación que supondría esta oferta para las personas con escasos recursos económicos”, afirma el Bloque.


Por ello, recuerda que la solución que el colectivo transexual demanda es acercar la primera atención a estas personas a los centros de atención primaria que tengan más próximos.

Anuncios

> Berria: Trans > COLECTIVOS TRANSEXUALES SE MOVILIZAN FRENTE A LA SEDE DEL PSOE EN DEFENSA DE SUS DERECHOS

  • Será hoy en Madrid a las 19.30 horas
  • Colectivos transexuales se movilizarán frente a la sede del PSOE en defensa de sus derechos sanitarios
  • Rebelión, 2007-11-16 # Izaskun Montoya

Colectivos transexuales apoyados por diversas organizaciones de liberación sexual y de género se concentrarán delante de la sede del PSOE en la madrileña calle de Ferraz el próximo viernes 16 de noviembre a las 19.30 horas.


Tras las elecciones generales de 2004 algunas asociaciones de transexuales (como reunidas en la Plataforma Pro-Derechos Sanitarios para Personas Transexuales) iniciamos un proceso de negociación con el actual Gobierno en demanda de la inclusión del tratamiento sanitario de la transexualidad en el Catálogo de Prestaciones del Sistema Nacional de Salud, recogido en el Programa Electoral del partido “socialista” (página 32). Ya en el comienzo de los contactos el Gobierno mostró claramente una postura contraria a tramitar el compromiso, llegando incluso a ocultarnos el informe sobre transexualidad elaborado en 2002 por la Agencia de Evaluación de Tecnologías Sanitarias del Instituto de Salud Carlos III, favorable a la inclusión del tratamiento integral (“se ha extraviado, no lo encontramos” apuntaban). Durante toda la legislatura las zancadillas por parte del Gobierno y del partido “socialista” para obstaculizar cualquier avance en esta materia han sido múltiples y constantes. Incluso en otoño de 2004, la ministra de sanidad Elena Salgado, llegó a calificar las demandas transexuales como “demasiado ambiciosas”.


Al reactivarse la “negociación” por diversas iniciativas del movimiento asociativo trans, el Ministerio de Sanidad propone una solución parcial consistente en la designación de un o varios Centros de Referencia Estatal, que centralizarían la prestación sanitaria trans. Esta propuesta discriminaría a las personas transexuales que viven en localidades alejadas de los pocos centros de referencia que se designen. La solución que el colectivo demanda consiste en acercar la atención primaria a los centros de salud correspondientes al domicilio de los solicitantes, que de hecho ya se realiza en la práctica, pero de manera no oficial, con las consecuentes carencias y dificultades.


Especialmente llamativa sería la discriminación que supondría esta “oferta” para las personas que sufren precariedad económica y no pueden afrontar los enormes gastos que supone el traslado y la estancia de varios días en el Centro de referencia.


Esta situación de discriminación ha tenido y está teniendo dolorosas consecuencias para las personas transexuales que optan por el autotratamiento, con el peligro de sufrir graves consecuencias para su salud (subidas de prolactina, tumores en la hipófisis, inyecciones de silicona líquida que en el peor de los casos se saldan con la muerte, etc…)


La reacción del movimiento LGTB oficialista (Federación Estatal de Lesbianas, Gays y Transexuales, FELGT) ha sido la de salir del silencio que mantenía desde 2004 en materia de sanidad transexual para aplaudir la propuesta de mínimos del Ministerio de Sanidad. Propuesta resultante de una reunión FELGT-Ministerio de la que fueron vetados grupos de la Federación como Transexualia como “castigo” por el trabajo conjunto de este colectivo con el Bloque Alternativo de Liberación Sexual para exigir al PSOE que cumpla su propio programa electoral en materia de sanidad transexual.


Por otro lado, una diversidad de colectivos de liberación sexual y de género de carácter no oficialista apoyan esta movilización. Entre las asociaciones de transexuales han comunicado su respaldo Ilota Ledo (Nafarroa), Guerrilla Travolaka (Barcelona), Así Somos (Valladolid) y Trans-Galiza. La concentración cuenta también con el apoyo del Col.lectiu Gai de Barcelona, EHGAM (Euskal Herria), Towanda (Aragon), Maribolheras Precarias (A Corunha) y los colectivos LGTB+ madrileños reunidos en el Bloque Alternativo de Liberación Sexual: RQTR, Acera del Frente, Liberacción, Las L.I.L.A.S, Centro Social Feminista Eskalera Karakola y GTQ.

> Berria: Turismoa > CIUDAD GAYFRIENDLY: VITORIA ABRE CAMINO

  • Ciudad ‘gay friendly’. Vitoria abre el camino
  • Ni Sitges ni Chueca. La capital vasca se ha convertido en la primera ciudad española en fomentar el turismo gay con fondos municipales. ¡Bienvenidos!
  • El Correo, 2007-11-16 # María Zabaleta

Hace más de una década, en Londres, bautizaron al turismo gay como ‘The pink pound’, algo así como ‘La libra rosa’. El título hacía mención, y honor, al poder adquisitivo de la comunidad homosexual: cuando encuentra una ciudad acorde a sus gustos, gasta. Por encima de la media. Y así fue como, siguiendo la ‘pista del dinero’, se fueron definiendo los nombres de las ‘ciudades rosas’.


Vitoria –tachada todavía de capital provinciana– tampoco se quiere perder la atractiva veta del turismo gay, un colectivo que, según los datos que se barajan, representa entre el 8% y el 12% de la población en España. Y destina casi la mitad de sus ingresos –hasta un 48%– a turismo y moda. Una razón más que de peso para que la capital vasca se haya propuesto ser una ciudad ‘gay friendly’. A saber, abierta, tolerante y respetuosa con el entorno homosexual.


Ya en 1994, con el nacionalista José Ángel Cuerda al frente del Ayuntamiento, Vitoria se convirtió en la primera ciudad española en contar con un registro de parejas de hecho. Años más tarde, el popular Alfonso Alonso abanderó también la lucha por los derechos de gays y lesbianas, discrepando de manera abierta y clara con las posiciones de su partido. No es de extrañar, por tanto, que ahora, en tiempos de gobierno socialista, la capital alavesa haya sido pionera, una vez más, en editar una guía turística financiada con dinero público y dirigida de forma explícita al turismo homosexual: ‘Vitoria-Gasteiz, una ciudad para todos’, reza el tríptico editado por el Ayuntamiento y que acaba de presentar en el Salón Internacional del Turismo de Cataluña.


Bares, pubs, restaurantes, comercios y hoteles se dan la mano en este recorrido por la senda contraria a la homofobia. Un camino que hace ya quince años abrió el Moët, un «histórico» del ‘ambiente’ vitoriano, y que GPS recorre ahora de la mano de algunos de estos ‘gay friendly’ . «Si preguntas por un bar gay en Vitoria, la gente responderá el Moët». Noche tras noche, en él se dan cita parejas y cuadrillas de amigos homosexuales en busca de ligue o diversión. Y se llena. «Vitoria no es Amsterdam ni San Francisco, pero hay más ambiente del que la gente puede pensar», asegura su propietario, César Cobo.


Tanto, que después llegaron más. Entre ellos, el Waslala. Concebido, a priori, como un local de ambiente lésbico, el «respeto y la tolerancia» hacia la diferencia han sido sus señas de identidad desde que su propietaria, Maica Peciña, lo abrió hace ya siete años. Quería montar un local «abierto, no un gueto oscuro y escondido», y así lo hizo. Una amplia cristalera con la bandera del arco iris serigrafiada en ella lo dice todo. Dentro, parejas de chicas y matrimonios «de los de toda la vida» disfrutan del poteo vespertino. Nadie mira a nadie. Nadie se extraña por nada.


«Vitoria es una ciudad respetuosa. Es posible que responda a una falsa moral, a un cierto apego por lo políticamente correcto, pero nadie llegará a insultarte o a agredirte por ser homosexual». Jesús Rodríguez y Mónica López –del servicio municipal de atención e información a gays y lesbianas, Énfasis– reciben unas 1.500 consultas al año en sus oficinas del Casco Viejo. Pero el rechazo no suele figurar entre ellas.


Sin prejuicios
Basta darse una vuelta por la peluquería Summum, que regenta una pareja de homosexuales, para percatarse de ello. Jose y Javi son padres de un niño de 7 años que adoptaron hace cinco. Una familia. Así lo entienden sus clientes, gays, o no. «Aquí vienen señoras de 80 años, madres con sus hijas y también gays. Cada uno se comporta tal y como es, sin prejuicios». Cosa diferente es «darse un beso en un banco», señala Jose. «Pero si eso lo haces en Barcelona, también te miran».


En el café-restaurante Plaza y en Sex Gallery, un sex shop situado en pleno centro de Vitoria, hace tiempo que se superaron estos prejuicios. Lo mismo que en el hotel Almoneda, donde «cada vez es más frecuente que una pareja del mismo sexo te pida una cama de matrimonio», apunta su directora, Arantza Laso. «Y de un sex shop, ¿qué te voy a decir?», se pregunta la encargada de Sex Gallery. «Es el lugar donde menos cohibida se siente la gente. Tenemos productos para ‘heteros’, para gays y para lesbianas. Es imposible encontrar otro lugar con mayor libertad sexual que aquí».


Quizá en el Plaza, otro local exento de etiquetas que, sin ser de ambiente, sí es uno de los bares de Vitoria más frecuentados por el público gay. Una estética moderna y vanguardista, camareros que también ‘entienden’, así como una libertad y un respeto «absolutos» han hecho que el Plaza se consolide como «un punto de encuentro entre ellos».


Pero entre los ‘gay friendly’ también hay una casa de cosmética natural, empresas de ocio que ofrecen vuelos en globo, galerías de arte como Iradier, donde su propietaria, Katy Campo, reconoce que los homosexuales «tienen una sensibilidad especial para el arte», o agencias como Artaza, que «cada vez organiza más viajes a la medida del público gay, un público muy dado al turismo y con un gran nivel», matiza su responsable, Nally Guevara. En definitiva, una ciudad dispuesta a abrirse al mundo y a las ‘divisas’ de un colectivo con fama de gastador.


Buenos Aires, la meca gay
Sin dejar nada al azar y casi con rigor científico, ningún turista gay elige hoy su destino de vacaciones sin contrastar antes su perfil con una fuente incuestionable: la guía ‘Spartacus’, una especie de Biblia actualizada sobre turismo homosexual. En ella, Buenos Aires ocupa un lugar destacado. Y es que la capital argentina es considerada a día de hoy como una de las principales ciudades ‘gay friendly’ del mundo, al mismo nivel que Sydney y por encima de Río de Janeiro, que durante muchos años fue el destino gay por excelencia de Sudamérica. Sao Paulo y San Francisco tampoco se quedan atrás en un ránking al que desde hace unos años se ha sumado también Barcelona, empujada quizá por el histórico tirón de Sitges entre la comunidad homosexual.

> Iritzia: José Sáenz · GYLDA > PRESERVATIVO CON O SIN MORAL

  • Preservativo con o sin moral
  • Diario La Rioja, 2007-11-16 # José Sáenz · Secretario de GYLDA

A raíz del artículo publicado por el Sr. Trevijano hace unos días con el título “Preservativo en los institutos”, quisiera realizar una serie de consideraciones.


Es lamentable las afirmaciones y comentarios en contra del uso del preservativo, comparando un instituto con un garaje y menospreciando a los adolescentes catalogándolos de egoístas, débiles de carácter, viciosos y por tanto incapaces de amar; simplemente con el argumento de la moralidad. Las premisas desglosados en el artículo son totalmente negativas, con información y datos erróneos, con una ignorancia en la materia de gran calado, con críticas infundadas a las diversas campañas de prevención, confundiendo sexo con promiscuidad,…


Es loable que desde la moralidad se intente dar información y educación, pero ésta debe estar siempre acompañada del sentido común y de la realidad que viven día a día nuestros adolescentes. Los educadores deben de dar a sus alumnos una información totalmente veraz, respetuosa y sobre todo diversa, dejando de lado sus aspectos morales, ideológicos y religiosos.


Tenemos la obligación de proteger a nuestros jóvenes con información, educación y con campañas que fomenten hábitos saludables, que son las que capacitan y dan herramientas para prevenir el vih-sida y otras ITS, porque están empezando a descubrir su sexualidad y debemos de aportarles los aspectos positivos de la misma.


Desgraciadamente, pese a existir mucha información sobre cómo protegernos del vih-sida y de las infecciones de transmisión sexual, estas tienen cada vez más incidencia en nuestra sociedad. Siendo sólo evitables con el correcto uso del preservativo. La negación del uso del preservativo es cuanto menos una temeridad, y un auténtico despropósito, además de ser absolutamente falso.


Es un error entender la sexualidad solamente desde una vertiente reproductiva porque demuestra un desconocimiento total de la materia de la salud sexual. Entre todos debemos de facilitar los recursos socio-sanitarios necesarios (material profiláctico, educación sexual) para proteger la salud de nuestros jóvenes.

> Berria: Trans > ANDALUCIA: DETENIDOS DOS HOMBRES POR RETENER A UNA PROSTITUTA PARA QUE LES DEVOLVIERA EL DINERO AL SENTIRSE ESTAFADOS

  • Detenidos dos hombres por retener a una prostituta para que les devolviera el dinero al descubrir que era un travesti
  • Le reclamaban los 20 euros que habían pagado por el servicio
  • Sur, 2007-11-16 # Juan Cano

Se las prometían felices esa noche. Acudieron al polígono Guadalhorce en busca de compañía femenina y no tardaron en encontrarla. Pero el fin de fiesta aún les deparaba una sorpresa. La prostituta era en realidad un travesti.


La noche acabó en comisaría con los dos clientes detenidos y el transexual, que resultó herido, declarando ante la policía. Según denunció, los arrestados, dos ciudadanos polacos, lo habían retenido contra su voluntad al descubrir que era un hombre, ya que pretendían que les devolviera el dinero del servicio.


El suceso ocurrió hace unos días en la calle Concepción Arenal, en el polígono industrial Guadalhorce. Los dos amigos llegaron a un acuerdo para mantener sexuales con una meretriz, creyendo que se trataba de una mujer, y le entregaron 20 euros por adelantado, según manifestó la víctima ante la policía.


Sin embargo, el asunto se torció cuando los dos hombres comprobaron que la prostituta también lo era y le pidieron que les devolviera el dinero. Al parecer, el transexual se negó y los dos ciudadanos polacos montaron en cólera.


Según las fuentes consultadas, los detenidos mantuvieron a la víctima encerrada en el coche contra su voluntad durante un tiempo indeterminado. El travesti contó a los agentes que escuchó a uno de los detenidos decir que iba a sacar un cuchillo si no le devolvía los 20 euros del servicio. Se sentían estafados.


Al parecer, una prostituta que se encontraba en la calle Concepción Arenal lanzó una piedra contra el vehículo para intentar ayudar a su compañera, pero finalmente la víctima consiguió escapar por sus propios medios. Según las fuentes, rompió la luna trasera de una patada y huyó.


Agresión a un policía
La sala del 091 de la Policía Nacional ya había recibido aviso del incidente y envió a varias patrullas al lugar de los hechos. Al llegar, un agente intentó identificar a los dos clientes; uno de ellos se negó y mantuvo una actitud hostil hacia el policía, al que al parecer llegó a agredir.


Los dos ciudadanos polacos, identificados como W. A., de 39 años, y L. Z. (28), fueron arrestados por los presuntos delitos de detención ilegal y amenazas. Los agentes intervinieron en su vehículo el cuchillo al que la víctima hizo referencia en su declaración.


El transexual, de 23 años y nacionalidad española, resultó herido como consecuencia del incidente, de las que fue atendido en un centro sanitario.