• Páginas

  • Categorías

  • Archivos

> Berria: Ekitaldiak > JORNADAS POLITICAS LESBICAS: MAS DE 200 LESBIANAS SE REUNIRAN EN DONOSTIA POR LA IGUALDAD Y LA VISIBILIDAD

  • Más de 200 lesbianas se reunirán en Donostia para determinar el camino hacia la igualdad y la visibilidad
  • Las III Jornadas de Políticas Lésbicas marcarán las líneas de trabajo en políticas lésbicas de casi 50 entidades lgtb
  • FELGTB, 2007-12-03

Igualdad, visibilidad y diversidad son los ejes de trabajo de las III Jornadas de Políticas Lésbicas de la FELGTB -el evento lésbico bienal más importante en España- que diseñará la acción lésbica de las casi 50 entidades de la Federación durante los próximos dos años.


Entre los próximos días 6 y 8 de diciembre Donostia se convertirá en un espacio de encuentro donde más de 200 mujeres que trabajan activamente por los derechos lgtb (de lesbianas, gays, transexuales y bisexuales) o los derechos de la mujer conocerán mejor la diversidad interna del colectivo, debatirán y generarán nuevas estrategias de acción para alcanzar la plena igualdad. Una de las claves para conseguir esa meta es darse a conocer a la sociedad y por ello la FELGTB busca la manera de convertir 2008 en el año de la visibilidad lésbica en España.


Cerca de 30 ponencias, entre conferencias, comunicaciones, talleres y presentaciones, analizarán a fondo la realidad lésbica de la mano de activistas, artistas o investigadoras del panorama lésbico español. Entre las participantes más destacadas están Empar Pineda , feminista histórica, la escritora Isa bel Franc y la ex presidenta de la FELGTB , Beatriz Gimeno .


Carmen G. Hernández, coordinadora del Área de Políticas Lésbicas de la FELGTB , considera que las lesbianas “Somos mujeres y ello conlleva que tenemos trabajos más precarios y socializadas para responsabilizarnos de nuestros padres. El miedo a perder el trabajo o ser rechazada en casa ha sido muy difícil de asumir. Pero ese miedo no puede paralizarnos, porque el cambio también está de nuestra mano: una idea que es el eje central de estas III Jornadas”. La FELGTB considera que ese cambio precisa más referentes lésbicos públicos, como la periodista alemana Anne Will, unas políticas de género que dejen de ser exclusivamente heterosexuales y un compromiso de los medios de comunicación para dejar de invisibilizar a los otros actores del movimiento LGTB: lesbianas, bisexuales y transexuales. “Porque el Orgullo no es sólo gay, sino LGTB”, recuerda Hernández.


Antonio Poveda, Presidente de la FELGTB considera que “La presunción de heterosexualidad que mantienen los protocolos ginecológicos, los formularios administrativos o los planes de igualdad continúan invisibilizando a las lesbianas y las excluye de la sociedad”. Asimismo, Poveda considera “que es necesario dar un paso en firme hacia el cambio, tanto por parte de las propias lesbianas, como de los legisladores, los medios de comunicación y toda la sociedad”. Una meta que la FELGTB ha situado como prioritaria.


Las III Jornadas de Políticas Lésbicas están promovidas por el Área de Políticas Lésbicas de la FELGTB y organizadas, en esta ocasión, por la asociación federada Gehitu, con la subvención del Instituto de la Mujer , el Instituto Vasco de la Mujer , el Gobierno Vasco, el Ayuntamiento de San Sebastián, la Diputación Foral de Guipúzcoa, Berdindu! y Caja Madrid.

> Berria: Erakusketa > GEHITU, UNA DECADA ABRIENDO ARMARIOS

  • Una década abriendo armarios
  • La bandera arco iris, una de la enseñas más llamativas de la exposición, ha sido confeccionada como un canto a la libertad y a la diversidad familiar.
  • Noticias de Gipuzkoa, 2007-12-03

“¡Estás enfermo!” “¡Me das asco!”, “¡No me toques!”, “¿Eres un poco rarito, no?”. El espacio iniciático de la exposición que Gehitu inauguró hace una semana en Tabacalera para celebrar el décimo aniversario de su andadura, resulta sobrecogedor. El recorrido parte de la sala que ha sido bautizada como de la Homofobia, un espacio iniciático de vivencia directa donde unos monitores escupen mensajes de esta naturaleza, habituales en la vida cotidiana, que invitan a la reflexión. “Pueden parecer exagerados, pero os podemos asegurar que son situaciones que se viven a diario”, confesó Sergio Iñiguez, coordinador de Gehitu, quien detalló los detalles de la muestra junto a Koldobike Mujika, portavoz de la asociación.


La motivación que les ha llevado a conmemorar la fecha con la muestra titulada 10 años trabajando por la igualdad parte del deseo de hacer partícipe a la ciudadanía del difícil camino recorrido durante estos años, que todavía sigue siendo complicado en algunos casos. “Gays y lesbianas siguen sufriendo en los institutos situaciones de acoso, y el mobbing está muy presente en cada uno de estos casos”, alertó Iñiguez.


Una vez franqueada la entrada principal, el espectador se introduce en un gran sala en el que distintos montajes de vídeo ofrecen un conocimiento cercano del pasado, el presente y algunos de los retos de este movimiento en el futuro, que se muestran con una enorme carga simbólica a través de armarios.


Puertas que se pueden ir abriendo para descubrir en su interior los vídeos montados por Javier Guerrero, que acercan algunos de los temas que preocupan al colectivo, como la vejez, las nuevas familias, el sida convertido en herramienta de exclusión social o la propia transexualidad como elemento desconocido. “Son imágenes para ver, sentir y reflexionar”, aconsejó Jauregi, que hizo especial hincapié en un vídeo del grupo islandés de post-rock Sigur Ros, que refleja la dificultad de vivir la afectividad de forma libre en la adolescencia.


Otro de los ejes que recorren la muestra son los símbolos, como el anagrama de Gehitu, realizado con los rostros de las personas que han hecho posible la actividad de la asociación durante estos años, y al que se unen otros como el lazo rojo o la bandera arco iris, “un canto a la libertad y a la diversidad familiar” cuya elaboración ha hecho “felices” a los integrantes de Gehitu. “Con ella reivindicamos el maite zaitut , y la hemos elaborado junto con los payasos Pirritx eta Porrotx y los niños de Aitor Ikastola y Biteri Zuhaizti ikastetxea. Ha sido una gozada”, proclamó el coordinador de Gehitu.


Tras una gran cortina de luces, el visitante se adentra en un bosque lleno de recuerdos formado por los carteles y revistas editadas en la última década. Para que la exposición, abierta al público hasta el sábado, sea un elemento vivo, se han programado distintas actividades, como las actuaciones de Pirritx eta Porrotx, ensayos del Coro de Gehitu, actuaciones de grupos de teatro, conferencias y mesas redondas.

> Erreportajea: Trans > LA ESTETICA DE LAS OLVIDADAS

  • La estética de las olvidadas
  • El colectivo transexual inicia una ofensiva contra el Gobierno para que apruebe los derechos sanitarios recogidos en el programa electoral del PSOE de 2004
  • EL Mundo, 2007-12-03 # Olga R. Sanmartín · Madrid

«Los transexuales podemos llegar al suicidio si no conseguimos el cuerpo que queremos». Lo dice, convencida, Virma Peña, una ecuatoriana que a principios de los 90 se empeñó en tener las piernas de Julia Roberts y, sin pensar en las consecuencias, le compró a un camello dos pequeños frascos de silicona líquida que se inyectó de una vez en las pantorrillas y en las caderas.


Todavía hoy está pagando su deseo de convertirse en una pretty woman. Primero llegaron los calambres, luego aparecieron los cardenales, después los tobillos se le ennegrecieron, finalmente todo aquello se empezó a hinchar y a deformar. «Tenía las patas de un elefante, no podía caminar. Un médico me dijo que lo único que podía hacer era cortarme la pierna derecha». Al final, no hubo que amputar, pero 15 años después Virma vive enganchada a los antibióticos y al ibuprofeno, no puede trabajar e infinidad de molestias le recorren el cuerpo.


¿Pero cómo se te ocurre, Virma? «Pues es que no sólo hay que ser, sino parecer. Mi mente me dice que soy una mujer, pero el espejo me muestra otra cosa. ¿Con quién me pongo de acuerdo?».


Un poco mejor que Virma se encuentra Yolanda (nombre ficticio), una transexual madrileña de 45 años. En los 80 compró un cuarto de litro por 25.000 pesetas. Le ayudó a inyectarse una compañera que ya era experta en eso de rellenarse los pómulos. «Todavía hoy siguen los efectos», asegura. La silicona líquida bajó por las nalgas de Yolanda y se le deslizó hasta los pies. Tiene flebitis crónica «y muy mala circulación». Ningún cirujano ha podido quitarle esa sustancia del cuerpo.


El uso casero de la silicona líquida es una práctica muy común en España, a pesar de que está prohibida. «Se la ponen, sobre todo, las transexuales suramericanas», explica Yolanda. «Nos da curvas y volumen allá donde no lo tenemos», prosigue Virma. «Yo creo que a mí me vendieron aceite de avión».


Las operaciones de estética por las que pasan los transexuales no tienen lugar en clínicas de cinco estrellas en Marbella, sino en cuartos de baño, sin anestesia y sin enfermeras. A falta del respaldo de la Seguridad Social, este colectivo olvidado se autohormona, se autoinyecta, se automedica y, cuando está al límite de la desesperación, se automutila.


«Yo conocí a una persona que se cortó los genitales con una gillete usada. Se infectó y se murió», recuerda Virma sin torcer el gesto. Y añade, con resignación: «Somos las personas más sufridas del mundo. Y ni te curan ni te miran».


Pero ya han visto lo que son capaces de hacer ellas cuando se proponen conseguir algo. Ahora han empezado y no van a parar. El colectivo trans (7.000 personas en España) ha iniciado una ofensiva contra el Gobierno para que cumpla las promesas en materia de derechos sanitarios del programa electoral del PSOE de 2004. La mecha se prendió hace dos semanas, con una pitada frente a la sede socialista de Ferraz organizada por el Bloque Alternativo de Liberación Sexual.


Los transexuales quieren la inclusión en el catálogo de prestaciones comunes de la sanidad pública del tratamiento integral de la transexualidad. Dicho en otras palabras: persiguen que en todas las comunidades autónomas se pueda recibir gratuitamente tratamiento hormonal, atención psicológica, servicios de atención primaria y, en último término, la operación de cambio de sexo.


Actualmente, lo que de forma técnica se denomina «cirugía de reasignación» se práctica por la vía pública únicamente en un hospital de Andalucía y en otro de la Comunidad de Madrid. En el resto de las comunidades autónomas se siguen criterios dispares: unas prestan algunos tratamientos; otras lo derivan a los centros andaluz y madrileño, y las demás no cubren nada.


En el tira y afloja que los transexuales han mantenido estos años con el Ministerio de Sanidad, éste se ha comprometido a crear varios centros de referencia estatales que aglutinarían toda la prestación sanitaria a los transexuales.


Pero el colectivo considera esta solución «muy discriminatoria» para todas aquellas personas que no vivan en Madrid o en Málaga y que tengan que desplazarse hasta una de estas localidades simplemente para ver, por ejemplo, al endocrino.


«Los transexuales tienen muchos problemas de exclusión social y no van a querer ni poder costear ir a otras comunidades autónomas», señala Juana Ramos, del Bloque Alternativo de Liberación Sexual. «Al final, optan por el autotratamiento, con el peligro de sufrir graves consecuencias para la salud». Por eso, gente como Virma o como Yolanda pide que las pequeñas asistencias, que no necesitan especialización, puedan hacerse en cualquier ambulatorio.

> Berria: Homofobia > SOMALIA: UNA WEB GAY RECIBE AMENAZAS DE MUERTE

  • Una web gay somalí recibe amenazas de muerte
  • Afrol News, 2007-12-03 # Rainer Chr. Hennig

Después de que la web ‘Somali Gay Community’ fuera lanzada a principios de noviembre, el personal detrás del sitio web ha recibido amenazas de muerte.


Las noticias sobre el sitio, que los principales medios somalíes obtuvieron de afrol News, desencadenaron una tormenta de debates que incluyeron mensajes amenazantes de odio, pero también han proporcionado al nuevo sitio gay muchas visitas y miembros dando testimonio de algunas necesidades en la sociedad somalí.

Muraad Kareem, uno de los somalíes detrás de ‘www.somaligaycommunity.org‘, se mostraba sorprendido por el desarrollo de los acontecimientos que siguieron a la publicación de un artículo sobre el sitio web por parte de afrol News.

“Importantes webs somalíes de noticias se hicieron eco del artículo que ustedes… publicaron. Alguna gente estaba escandalizada de ver un artículo así en ‘Hiiraanonline’ un destacado sitio de noticias. No se podían creer que un importante sitio web somalí publicara un artículo así. Han pedido que se quite y sus mensajes eran horroríficos y odiosos”, declara Muraad a afrol News.

“Uno de los mensajes decía que nos perseguirían detrás de las líneas del enemigo”, añade. “Yo ignoraba estos mensajes, pero luego empecé a preocuparme cuando mi nombre, dirección y número de teléfono y los de Andrew Prince aparecieron en Somaliland.com”.

Andrew Prince, un activista homosexual residente en el Reino Unida y programador web, está detrás de los aspectos técnicos de la website somalí. Él también estaba sorprendido por la cantidad de “escritos de odio” atacándole a él y a Muraad en blogs somalíes.

Prince recuerda: “Un individuo pide que seamos ‘perseguidos en las calles y apedreados como perros’ mientras otro declaraba , ‘Alá les castigará’, otro, ‘Es una enfermedad occidental’, y otro más, ‘hijodeputa si alguna vez te veo por la calle, te voy a trocear y luego echarte a comer a los perros’ – éste último de una mujer musulmana”.

Ambos revelan que varios individuos iban un paso más allá de la simple amenaza. Algunos investigaron su paradero y publicaron esta información en un sitio web somalí. Según Prince, “el sitio web corría el riesgo de ser pirateado, por ello tuve que adoptar medidas extra de seguridad para proteger el sitio y que pudiera permanecer en línea para atender a la comunidad para la que va dirigido”. Muraad añade que hubo, de hecho, intentos de piratear el sitio web.

Mientras ambos intentan quitar hierro a las amenazas, aún tienen que reaccionar a ellas. “He adoptado medidas para garantizar mi seguridad, y la de cada miembro del grupo”, declaró Muraad a afrol News. “El crimen ha sido puesto en conocimiento de la policía. Tenemos leyes que nos protegen de estas personas ignorantes y nada de lo que hagan nos detendrá”.

Y algunas webs de noticias somalíes han entendido que no deberían contribuir más a estas amenazas. ‘Somaliland.com’ ha borrado la información personal sobre los activistas publicada en el sitio por lectores y ‘Somalinet.com’ ha eliminado el forum que había dedicado al sitio web homosexual somalí.

Sin embargo, Muraad está más animado que asustado por la experiencia hasta ahora, según revela. La enorme reacción a su proyecto ha sido, de hecho, principalmente positiva, dando testimonio de la gran necesidad entre los gays de Somalia de un forum.

Durante su primera semana en línea, el sitio registró más de 133.000 entradas. “La comunidad gay somalí está creciendo y recibimos reacciones positivas de nuestros miembros”, declara. “Seguimos centrados en nuestro objetivo de llegar a aquellos que más nos necesitan”.

“No creo que la amenaza se pare ahí. La gente seguirá descubriendo quienes somos, pero no estamos asustados. Somos conscientes de que hemos roto un gran código social y la gente querrá vengarse, pero lo que intentamos conseguir merece el riesgo que aceptamos”, concluye Muraad.

> Berria: Hiesa > VASQUEZ, IZAGUIRRE Y GRANDE-MARLASKA PROMUEVEN EL USO DEL PRESERVATIVO "ENTRE NOOSTROS"

  • Vázquez, Izaguirre y Grande-Marlaska promueven el uso del preservativo “entre nosotros”
  • El Ministerio de Sanidad pone en marcha una campaña para concienciar al colectivo homosexual sobre la importancia de utilizar el condón para prevenir el sida
  • El País, 2007-12-03 # EFE · Madrid

“Entre nosotros: usa preservativo” es el lema de una nueva campaña del Ministerio de Sanidad, apoyada por el juez Fernando Grande-Marlaska y los presentadores Jesús Vázquez y Boris Izaguirre, para promover el uso del preservativo entre hombres que practican sexo con varones, ante el repunte del sida en este colectivo.


El secretario general del Ministerio de Sanidad, José Martínez Olmos, ha informado hoy en rueda de prensa de que en España, cada ocho horas, un hombre se infecta por tener relaciones homosexuales sin condón.


En el periodo 2003-2006, de los 4.280 nuevos diagnósticos de infección por VIH notificados por ocho comunidades, en las que existe un registro sobre la enfermedad, el 31,2% se contagió a través de sus practicas homosexuales. Martínez Olmos ha lamentado que este porcentaje haya pasado del 26,4% en 2003 al 35,8 en 2006, y ha agregado que este importante incremento se constata también en otros estudios realizados. Así, se ha referido al informe Cuídate.info, realizado por la ONG Stop Sida y la Secretaría del Plan Nacional Sobre el Sida, del que se desprende que casi un 50% de este colectivo ha practicado al menos una vez el sexo anal sin condón en el último año, y que un 27% nunca lo ha utilizado.


El responsable de Sanidad ha achacado esta situación al “posible cansancio” en el uso del preservativo, al optimismo existente ante los avances científicos, a la falta de información y a una vivencia más lejana del VIH en los jóvenes, en quienes ha disminuido la percepción del riesgo.


La campaña incide en que han aumentado otras infecciones de transmisión sexual entre hombres, como la sífilis y la gonorrea, por lo que recuerda que la penetración anal y la felación sin preservativo son una práctica de “alto riesgo”.


La campaña incluye 15.000 carteles, 140.000 folletos, 150.000 postales y 100.000 unidas preventivas (preservativo más lubricante) que se distribuirán con la colaboración de medios de comunicación, comunidades autónomas y las ONG del movimiento LGTB (lesbianas, gays, transexuales y bisexuales). Estará presente además en el ciberespacio, porque muchos hombres que practican sexo con otros hombres recurren a Internet para buscar a sus parejas, según ha comentado Martínez Olmos.


En cuanto a la participación de “tres ciudadanos de prestigio” en la iniciativa, ha señalado que “ellos serán, sin duda, un motor para sensibilizar, motivar e implicar a la comunidad gay en la respuesta y prevención del VIH”. Grande-Marlaska, Izaguirre y Vázquez recuerdan que vivieron el desarrollo de su sexualidad en un contexto marcado por la epidemia, lo que les empuja ahora a recordar a los jóvenes que no bajen la guardia, porque la enfermedad sigue extendiéndose.