• Páginas

  • Categorías

  • Archivos

  • Anuncios

> Berria: Animaliak > LA HOMOSEXUALIDAD DE LAS MOSCAS, UNA CUESTION DE QUIMICA

  • La homosexualidad de las moscas: una cuestión de química
  • Swissinfo, 2007-12-18 # Thomás Stephens / Traducción, Marcela Águila Rubín

La orientación sexual de la mosca drosophile está condicionada por la cantidad de glutamato que rodea sus neuronas. Descubrimiento recién anunciado por investigadores suizos, franceses y estadounidenses.


Mientras que las causas eventuales y orgánicas de la homosexualidad en general se mantienen como un misterio, los científicos lograron modificar de manera artificial la orientación sexual de las moscas.


“Esto muestra que el hecho de ser atraído por uno u otro sexo no se establece de manera definitiva durante el desarrollo del individuo. Se puede cambiar en la edad adulta”, agrega Yael Grosjean.


El investigador suizo comenzó a trabajar sobre el tema en la Universidad de Illinois, en Chicago. Esta institución, junto con la Universidad de Borgoña, en Dijon, logró el descubrimiento, anunciado este lunes (17.12).


Una medida que abre nuevas perspectivas para comprender los mecanismos de la atracción sexual entre otros animales, incluso en el ser humano.


Gen “ciego al sexo”
Durante el desarrollo de sus trabajos con la mosca drosophile – el conejillo de Indias favorito de los genetistas – los científicos se concentraron en un gen mutante que vuelve a las moscas literalmente bisexuales. Dieron a ese gen el nombre de ‘genderblind’, “ciego al sexo”.


Los investigadores – cuyos trabajos serán publicados en enero en la revista ‘Nature Neuroscience’ – descubrieron que este gen regula la actividad de las células llamadas gliales, que sostienen y alimentan las neuronas con glutamato.


Pero el ‘genderblind’ se vuelve todavía más interesante cuando se observa que al modificarlo, se obtienen moscas que se ponen a cortejar sexualmente a sus congéneres machos.


Estímulos sexuales
Científicamente, los investigadores no saben todavía por qué un individuo macho opta por un comportamiento masculino, mientras que un individuo hembra privilegie una actitud femenina. El descubrimiento de este ‘genderblind’ permitirá posiblemente comprender por qué los machos son atraídos por las hembras.


“Partiendo de nuestras investigaciones precedentes, supusimos que los genes mutantes estaban en el origen de comportamientos homosexuales a partir del momento en que el nivel de glutamato alrededor de las sinapsis de las moscas modificadas era alterado”, indica David Featherstone, investigador de la Universidad de Illinois.


Las sinapsis son las zonas de contacto por las que circula la información que va de una célula a otra del sistema nervioso (neuronas) o pasa de esas células a las células no – neuronales, como los músculos o las glándulas.


“La ronda amorosa homosexual de estas moscas modificadas podría ser un tipo de ‘reacción excesiva’ a los estímulos sexuales”, prosigue David Featherstone.


Un fenómeno reversible
Con el fin de verificar su hipótesis, los científicos intervinieron al nivel de las sinapsis. Alimentaron a las moscas machos con un producto que influía sobre el nivel del glutamato neuronal. También modificaron genéticamente el nivel del mismo glutamato neuronal.


Como habían previsto, las moscas heterosexuales se volvieron homosexuales y a la inversa. Los investigadores comprobaron por otro lado que ese fenómeno era reversible.


En un principio habían supuesto que el cerebro de las moscas adultas estaba constituido por un doble circuito sensorial, uno que condicionaba la heterosexualidad, el otro la homosexualidad. Así, al bloquear las sinapsis glutamatérgicas, el ‘genderblind’ bloqueaba el circuito homosexual.


Trabajos ulteriores permitieron comprender de manera más precisa el mecanismo: si el ‘genderblind’ no es suprimido, las moscas ya no son capaces de diferenciar a los compañeros sexuales a través de la olfacción o la gustación. Mientras que habitualmente son indiferentes a las feromonas de los machos, las moscas mutantes se vuelven sensibles a ellas.


¿Aplicable al humano?
En cuanto al cuerpo humano, es mucho más complejo, pero Yael Grosjean considera que una parte de esta investigación puede ser ampliada a otras especies.


“Debemos efectuar más experimentos y reunir más datos para estar seguros de que el funcionamiento de los seres humanos es comparable, pero disponemos de ciertos indicios que muestran que las feromonas desempeñan también un papel en materia de seducción humana”.

  • La homosexualidad de los animales

En octubre de 2006, una exposición titulada ‘¿Contra natura? en el Museo de Historia Natural de Oslo presentó 51 especies de animales entre las cuales la homosexualidad es cosa corriente.


“La homosexualidad ha sido observada en más de 1500 especies y el fenómeno ha sido descrito exhaustivamente en 500 de ellas”, indicó el coordinador de la exposición, Petter Bockman.


En 1999, Silo y Roy, dos pingüinos machos, ocuparon las primeras planas de la prensa mundial cuando hicieron pública su relación. Después, la pareja crió a un bebé pingüino adoptivo. En 2005, sin embargo, Silo se casó con una hembra pingüino nombrada Scrappy.


Los investigadores advierten sin embargo, contra la aplicación en seres humanos de los resultados de investigaciones sobre comportamientos animales.


Algunos científicos consideran que si un comportamiento es natural, también es éticamente aceptable. Otros subrayan que el infanticidio, por ejemplo, es ampliamente difundido en el reino animal.


  • Contexto

El Centro Integrativo de Genómica de la Universidad de Lausana cuenta con grupos interactivos de investigación en tres campos principales:


La estructura y el funcionamiento de los genomas y su evolución.


La regulación de la expresión de los genes por la maquinaria de transcripción, la estructura de la cromatina, los factores de transcripción y las vías de señalización.


La genómica de funciones complejas como el desarrollo embrionario, las funciones fisiológicas, el comportamiento y las funciones cognoscitivas.

Anuncios

> Berria: Sasizientzia > ESTADOS UNIDOS: SE BUSCAN HERMANOS GAYS PARA AVERIGUAR SI LOS GENES DETERMINAN LA ORIENTACION SEXUAL

  • Se buscan hermanos gays
  • Un estudio trata de averiguar si los genes pueden determinar la orientación homosexual. Los primeros resultados del trabajo se publicarán en 2008
  • El Mundo, 2007-10-18 # Isabel F. Lantigua


“Se busca: hombres gays con hermanos gays”. El cartel, que parece recién sacado de una película del oeste, es el reclamo con el que unos científicos del Instituto de Investigación Northwestern Evanston de Chicago han reclutado a 1.000 varones que cumplían ese requisito. El objetivo de este llamamiento es realizar un estudio que indague en el posible papel que juegan los genes en la homosexualidad.


Los participantes, captados mediante la publicación de este anuncio en revistas gays y festivales de ambiente en ciudades de Estados Unidos, Irlanda, Reino Unido, Canadá y Australia, han cedido una muestra de sangre o saliva para que los investigadores puedan analizar su ADN y, por tanto, sus genes. Asimismo deben rellenar un cuestionario con preguntas sobre sus preferencias y comportamientos sexuales, su infancia y la orientación sexual de otros miembros de su familia.


“Nuestra finalidad es comprender mejor el desarrollo de la sexualidad y saber por qué unos hombres están atraídos por personas de su mismo sexo y otros no. Nuestro primer objetivo es científico, pero esperamos que los resultados sean útiles para la comprensión de la sociedad en general”, declara el doctor Alan R. Sanders, director de este experimento, que lleva el nombre de ‘Estudio Genético Molecular de la Orientación Sexual’.


Los primeros datos sobre este trabajo, que comenzó en 2003 y está financiado por los Institutos Nacionales de la Salud, se esperan para el próximo año, aunque no serán definitivos.


“No es nuestra intención perpetuar los estereotipos que a veces se aplican a la comunidad gay. Nuestro propósito es averiguar qué factores influyen en la orientación sexual”, explican los investigadores en la web que detalla su estudio.


Sanders aclara en el diario ‘International Herald Tribune’ que no cree que exista un ‘gen de la homosexualidad’ como tal. “Lo más probable es que intervengan varios genes que a su vez interactúan con otros factores no genéticos, como influencias sociales y ambientales. Todo ello es lo que determina la orientación sexual”, afirma.


De hecho, aunque la investigación no llegue a ninguna evidencia, el director de la misma señala que “esto no significa que el material genético no juegue un papel, sino que su impacto en la configuración de la sexualidad es pequeño”.

¿Raíces ancestrales?
Unos hermanos mexicanos que participan en el estudio están convencidos de que su orientación sexual se debe a sus antepasados, según han reconocido a la agencia AP. Algunos estudios anteriores también han sugerido esta teoría familiar de la homosexualidad, ya que han visto que los hermanos de hombres gays tienen más probabilidades de ser también homosexuales que los hermanos de heterosexuales. Sin embargo, ninguno de estos trabajos ha obtenido una evidencia irrefutable.


Antes de que lleguen los primeros resultados, el trabajo de Alan Sanders y su equipo ya ha suscitado críticas. Algunos de los que se oponen argumentan que puede aumentar la discriminación de este colectivo e, incluso, que si se demuestra la implicación de un gen se busquen terapias para intentar cambiar la orientación sexual.


No obstante, los investigadores aseguran que “su trabajo sólo pretende responder a la cuestión de cómo las personas tienen los intereses sexuales que tienen”. “La sexualidad es una parte fundamental de la vida humana, por lo que su comprensión también lo es”, zanjan.

> Erreportajea: Sasizientzia > LA HISTORIA DE UN GEN DESCONOCIDO

  • La historia de un gen desconocido
  • El Mundo, 2007-10-17

Asesorados por el doctor Timothy F. Murphy, de la Universidad de Illinois, el equipo del ‘Estudio Genético Molecular de la Orientación Sexual’ repasa la historia de una larga búsqueda, la de los genes de la sexualidad.


En el siglo XIX, algunos investigadores apuntaban a que algunas personas “nacían homosexuales mientras que otras adquirían esta cualidad con el tiempo, por razones psicológicas y sociales”. Ninguna de estas ideas se apoyaba en evidencias científicas.


En 1950, un científico estadounidense dio las primeras pinceladas sobre una posible base genética de la homosexualidad al mostrar que los gemelos idénticos (monocigóticos, que comparten el mismo ADN) compartían la orientación homosexual a niveles más altos que otros hermanos. Pero otros expertos indicaron que podían influir otros factores, ya que estos hermanos crecen en un mismo ambiente y comparten vivencias que pueden tener que ver en su orientación sexual.


En la década de los 70, algunos biólogos señalaron una posible contradicción de las teorías genéticas de la homosexualidad. “Si es algo de los genes ¿cómo se transmite de una generación a otra? Al fin y al cabo los actos sexuales entre hombres no producen descendencia”, se preguntaron.


Hacia 1990 la cuestión volvió a cobrar importancia y varios equipos mostraron su interés en los aspectos genéticos de la orientación sexual. Un estudio encontró que si un varón era homosexual, su hermano gemelo idéntico tenía un 52% de posibilidades de ser también gay mientras que las de otro hermano no gemelo eran del 22%. Para los autores, estos porcentajes indicaban una cierta contribución genética a la homosexualidad.


En 1993, una investigación financiada por los NIH y coordinada por el doctor Dean H. Hamer analizó a 40 parejas de hermanos gays y llegó a la conclusión de que estos varones presentaban en mayor medida una región genética particular del cromosoma X (Xq28) que los hermanos heterosexuales. No obstante, este trabajo no halló ningún ‘gen gay’.


El mismo equipo del Dr. Hamer realizó en 2005 un escáner genómico e identificó otras áreas que podrían estar involucradas en la homosexualidad masculina. Su trabajo implicaba al cromosoma 7q36, pero no le concedía un papel significativo.


Hasta el momento, el rol de los genes en la orientación sexual no está claro. El nuevo estudio que lleva a cabo Alan Sanders pretende arrojar un poco de luz sobre el tema.

> Berria: Hiesa > EL VIRUS DEL SIDA TAMBIEN AFECTA A LA FUNCION CEREBRAL, SEGUN UN ESTUDIO

  • El virus del sida también afecta la función cerebral, según un estudio
  • Terra, 2007-08-16

El virus del sida, que abre el camino a todas las enfermedades oportunistas del sida, también mata las células cerebrales e impide el nacimiento de nuevas, reveló un estudio divulgado por la revista Cell Stem.

‘Lo importante de este descubrimiento es que establece que el virus impide que las células madre del cerebro se dividan’, manifestó Stuart Lipton, científico del Instituto Burnham de Investigaciones Médicas y de la Universidad de California.


‘Se trata de un doble golpe para el cerebro porque la proteína del virus de inmunodeficiencia humana (VIH) causa lesiones cerebrales y también impide su reparación’, señaló Marcus Kaul, científico del Instituto Burnham y participante en la investigación.


Esas lesiones se manifiestan con episodios de confusión, problemas del sueño y finalmente pérdida de la memoria.


El cerebro normal de una persona adulta tiene la capacidad de reponerse parcialmente o de repararse a través de lo que los científicos llaman la ‘neurogénesis’, que consiste en la proliferación y desarrollo de células madre que se convierten en neuronas.


La neurogénesis sólo puede ocurrir en regiones específicas del cerebro, entre ellas el hipocampo que es la unidad de procesamiento del cerebro para el aprendizaje y la memoria.


Según los científicos, la infección del VIH podría producir una profunda forma de demencia, similar a la que sufren las personas afectadas por el mal de Alzheimer.


Los efectos del VIH en la función cerebral fueron determinados en experimentos con ratas en las que se constató una interferencia del virus en el nacimiento de neuronas a partir de células madre.


Y el culpable es una proteína identificada como gp120 que ubica en el sector externo del virus, señalaron los científicos.

‘Ya conocemos el mecanismo y esto significa que podemos comenzar a buscar una estrategia terapéutica’, manifestó Lipton.


Este tratamiento buscaría combatir las primeras indicaciones de demencia a través de una reparación cerebral o la protección del mecanismo que impulsa las reparaciones naturales en el cerebro, señalaron los científicos.

> Berria: Hiesa > IDENTIFICADOS TRES GENES CLAVE EN EL DESARROLLO DEL SIDA

  • Identificados tres genes clave en el desarrollo del sida
  • Condicionan la respuesta del cuerpo a la infección con VIH
  • El País, 2007-07-20 # Mónica I. Ferrado · Barcelona

El tiempo que una persona infectada por el virus del VIH tarda en desarrollar la enfermedad del sida depende de si en tres genes de su ADN se encuentra una variable genética u otra. Es el resultado de un estudio internacional que publica hoy Science, realizado por el Center for HIV/AIDS Vaccinne Inmunology (CHAVI) y en el que han participado investigadores españoles.


Para llegar a estas conclusiones, el estudio ha seguido durante tres años a 490 personas contagiadas con el VIH que no habían sido sometidas a ningún tratamiento antirretroviral. Un centenar son pacientes de dos hospitales españoles, el Clínic de Barcelona y el de Can Ruti. A todos se les realizó un mapeo genético que ha permitido identificar dos genes, el HLA-A y el HLA-B, localizados en el cromosoma 6, que son los encargados de alertar al sistema inmunitario ante la presencia del virus, para que responda.


Estos genes pueden presentar diferentes variables. Una de ellas hace que el sistema inmunitario del individuo tenga mayores dificultades para atacar al virus, por lo que la enfermedad del sida se acaba manifestando antes. Por el contrario, la otra hace que la respuesta inmunológica sea más eficiente y que “tarde más en desarrollarse la enfermedad o que incluso no se desarrolle nunca”, según Josep M. Miró, investigador del Hospital Clínic. Esta variable beneficiosa se encuentra en un cinco por ciento de la población estudiada, según Miró.


El tercer gen identificado por los investigadores es el responsable de producir una proteína que se asocia a la producción de linfocitos T4 (células del sistema inmunitario) y que participa en la multiplicación del virus.


El estudio demuestra que “conocer el perfil genético de los pacientes puede ayudar a predecir la evolución de la enfermedad”, según Javier Martínez-Picado, investigador de Can Ruti. El objetivo final de este macroestudio, que durará un total de siete años, es lograr una vacuna, aunque todavía falta. “Tenemos que ver qué proteínas están asociadas a estos genes para conseguir nuevas dianas terapéuticas”, señala Javier Martínez-Picado, de Can Ruti.


El proyecto se ampliará a otros genes y sus variables, para ver cómo influyen en que algunas personas desarrollen la enfermedad antes que otras. La investigación se ha hecho con individuos caucásicos, aunque en un futuro será necesario ampliarlo a otras poblaciones, como la africana.


En busca de la vacuna

Este macroestudio internacional aborda el sida desde la genética, a la busca y captura de genes que intervengan en el sistema inmunológico y que puedan ser nuevas dianas terapéuticas. “Teniendo en cuenta que cada individuo responde de forma diferente ante el virus, entender mejor los genes que controlan el sistema inmunológico ayudará a diseñar mejores tratamientos y vacunas”, indica David Goldstein, director del proyecto e investigador de la Universidad de Duke de Estados Unidos.

> Berria: Ikerkuntza > LA HOMOSEXUALIDAD SIGUE CARGADA DE ESTEREOTIPOS

  • La homosexualidad sigue cargada de estereotipos
  • Jornada sobre gais y lesbianas
  • Una investigación realizada por estudiantes de Psicopedagogía de Ourense concluye que la visión de los homosexuales sigue plagada de ideas erróneas
  • La Voz de Galicia, 2007-05-23 # Fina Ulloa · Ourense

Margarita Ríos, Natalia Fernández, Isabel Vázquez y Laura Moldes se convirtieron ayer en artífices de un hecho histórico en el campus ourensano: la primera jornada de análisis a la situación de los colectivos homosexuales y su realidad social dentro del recinto universitario.


El objetivo del debate era desterrar los mitos y estereotipos que, según afirman, todavía existen sobre este colectivo. Lo detectaron en un trabajo realizado con sus propios compañeros de clase en el que les plantearon una encuesta con una serie de preguntas «en las que sí se notaba que ha aumentado la información sobre el tema y no hay tanto desconocimiento, pero sigue habiendo concepciones erróneas y clichés preconcebidos», explicaba Margarita Ríos.


Para lograr desterrar esos clichés invitaron a la jornada a Lucía Vázquez, del colectivo Boga, y a Alfredo Saborido, como representante de la agrupación de gais de Compostela. Ambos aprovecharon la ocasión para aplaudir la iniciativa de este grupo de estudiantes. «Nos suelen invitar incluso a colegios e institutos, pero curiosamente no a las universidades, supongo que porque consideran que a estos niveles ya está todo sabido, y en realidad no es así», matizaba Lucía. En el dibujo que hicieron de la realidad en Galicia, ambos representantes se quejaban también de la «situación bastante precaria» y las dificultades a las que todavía se enfrentan y del «lento avance a nivel institucional, en comparación a lo que está ocurriendo en otras comunidades».


Hicieron hincapié en la utilización amarillista de la homosexualidad en algunos programas televisivos, que a su juicio no les beneficia, y resaltaron el hecho de que, frente a la popularidad de famosos masculinos, en la vertiente femenina no hay apenas referentes.

> Berria: Eliza > IRLANDA: UNA COMISION GUBERNAMENTAL ACUSA A 150 RELIGIOSOS DE ABUSOS A MENORES

  • Una comisión gubernamental irlandesa acusa a 150 religiosos de abusos a menores
  • El País, 2007-05-02 # AFP · Dublín

Hasta 150 religiosos católicos -sacerdotes y miembros de órdenes- han sido acusados en Irlanda por una comisión gubernamental que investiga los supuestos casos de abusos sexuales a menores cometidos en la diócesis de Dublín entre 1936 y 1999.


De los 150 implicados, 74 son los autores directos de los abusos. Otros 10 es posible que sean acusados del mismo delito, y 61 están implicados por conocer los actos y no actuar, o, directamente, encubrir a los abusadores. Las acciones judiciales que podrían derivarse de la investigación pueden llegar a costar a la diócesis -la mayor del país- 7,8 millones de euros en indemnizaciones para los perjudicados, de los que no se ha facilitado el nombre ni el número.


La investigación comenzó en 2000, y está previsto que las conclusiones definitivas se presenten la semana que viene, dijo ayer un portavoz del grupo gubernamental. Los abusos se cometieron en orfanatos, centros de menores, hospitales y otras instituciones de carácter público pero gestionadas por religiosos.


Este es el segundo gran escándalo por abusos sexuales que sacude Irlanda en menos de dos años. En octubre de 2005 otra investigación destapó otra serie de vejaciones continuas en la diócesis de Fern, en la que estaban implicados 21 sacerdotes. La red de pederastia había actuado impunemente -y con el conocimiento de sus superiores- durante dos décadas entre los sesenta y los ochenta, sin que en ningún momento el obispo responsable actuara.