• Páginas

  • Categorías

  • Archivos

> Laburrak: Justizia > CATALUNYA: CONDENADO A 8 AÑOS DE PRISION POR ABUSAR SEXUALMENTE DE SU HIJA DE 10 AÑOS EN BARCELONA

  • Sentencia de la audiencia
  • Condenado a 8 años de prisión un hombre por abusar sexualmente de su hija de 10 en BCN
  • El Periódico de Catalunya, 2007-12-21 # ACN · Barcelona

La Audiencia de Barcelona ha condenado a Luis Goñi, de 46 años, a ocho años de prisión por cuatro delitos de abuso sexual. La sentencia indica que el condenado abusó sexualmente de su hija de 10 años, entre febrero y marzo del 2005, a la que sometió a tocamiento en las partes íntimas en la calle, en un bar y en su domicilio, en Barcelona. El tribunal considera probado que el hombre intentó que su hija le hiciera una felación aprovechando que se encontraban solos en el domicilio, y en otra ocasión se masturbó delante de ella y la obligó a mirar.

> Berria: Justizia > EL CONSTITUCIONAL MANTIENE LA PENA POR JUSTIFICAR EL GENOCIDIO

  • El Constitucional mantiene la pena por justificar el genocidio
  • El tribunal, sin embargo, anula el castigo a las doctrinas negacionistas
  • El País, 2007-11-09 # Julio M. Lázaro · Madrid

El Tribunal Constitucional ha declarado que no es inconstitucional el artículo del Código Penal que castiga con penas de uno a dos años la difusión de ideas o doctrinas tendentes a justificar un delito de genocidio, aunque al alto tribunal considera impune negar esas mismas doctrinas. Es decir, a reserva de conocer los pormenores de la sentencia, la negación del Holocausto de los judíos dejaría de ser punible con penas de cárcel en España.

El Tribunal Constitucional anticipó ayer el fallo ante la confusión creada por la filtración de la sentencia a un medio informativo. El fallo divulgado por el Constitucional estima parcialmente la cuestión de inconstitucionalidad planteada por un tribunal de Barcelona, sobre el artículo 607.2 del Código Penal. Dicho artículo establece: “La difusión por cualquier medio de ideas o doctrinas que nieguen o justifiquen los delitos tipificados en el apartado anterior de este artículo, o pretendan la rehabilitación de regímenes o instituciones que amparen prácticas generadoras de los mismos, se castigará con la pena de prisión de uno a dos años”.


Sobre la tacha de inconstitucionalidad de este artículo, el fallo de la sentencia del Constitucional establece los siguientes pronunciamientos:
1º. Declarar inconstitucional y nula la inclusión de la expresión “nieguen o” en el primer inciso de artículo 607.2 del Código Penal
2º Declarar que no es inconstitucional el primer inciso del artículo 607.2 del Código Penal que castiga la difusión de ideas o doctrinas tendentes a justificar un delito de genocidio, interpetado en los términos del fundamento jurídico 9 de esta sentencia.
3º Desestimar la cuestión de inconstitucionalidad en todo lo demás.


El tribunal no explicó los términos de fundamento jurídico 9 de la sentencia, que se conocerá previsiblemente la próxima semana, cuando se incorporen los votos particulares de los magistrados Pascual Sala, Roberto García-Calvo y Jorge Rodríguez Zapata.


Fuentes de expertos constitucionalistas precisaron que el Constitucional mantiene las penas de prisión para los que justifiquen el genocidio o el Holocausto, pero no castiga a quienes nieguen esos delitos, que casi siempre han ido referidos a la negación del Holocausto por los nazis. La cuestión de inconstitucionalidad fue promovida por la Audiencia de Barcelona en un recurso de Pedro Varela, propietario de la librería Europa, condenado por vender publicaciones que exaltaban el régimen de Hitler.

> Berria: Justizia > GALICIA: LA JUSTICIA CONFIRMA UNA MULTA DE 6.000 EUROS POR ACOSO MORAL A UNA LESBIANA

  • La Justicia confirma una multa de 6.000 euros por acoso moral a una lesbiana
  • Es una de las primeras condenas en España por trato vejatorio de un profesor a una alumna homosexual
  • La Voz de Galicia, 2007-10-26

Un ayuntamiento de la comarca de Vigo y un profesor contratado deberán indemnizar con 6.000 euros a una mujer homosexual que fue víctima de acoso moral. Según fuentes de la oenegé feminista Alecrín, esta es una «condena pionera, la primera sentencia dictada en España contra el trato discriminatorio a una lesbiana».


La resolución judicial parte de la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG), compuesto por tres magistradas, y que confirma una sentencia anterior dictada en el Juzgado de lo Social número 1 de Vigo.


La demandante, Miren, se había inscrito como alumna-trabajadora para un concello de la comarca de Vigo en un obradoiro de fontanería, celebrado entre el 31 de diciembre del 2005 y finales del 2006.


La víctima denunció que en los últimos meses fue objeto de acoso moral y que sufría vejaciones y
desprecios por parte de un profesor del taller, Ramón R., desde que este se enteró de que la alumna-empleada era homosexual. El acusado incluso llegó a alimentar un enfrentamiento entre dos grupos de alumnos del obradoiro para crear un clima humillante. El Concello tampoco le brindó protección y, finalmente, la víctima sufrió daños en su integridad psíquica-física.


La denunciante aseguró que su tutor le ofreció en clase dos libros de la Iglesia evangélica que trataban la homosexualidad femenina como una enfermedad. El profesor también hacía chistes obscenos con herramientas en referencia a la vagina. Otro día, la denunciante iba a coger una lata de pinturas y su profesor pidió que lo hiciese «otra que tuviese más tetas». Incluso llegó a decir que el lesbianismo «era carne contra carne y un asco por la mezcla de fluidos». El acusado negó los hechos, pero el TSXG no admitió tal versión.


Sentencia
El TSXG declara en su sentencia que los trabajadores tienen derecho a su intimidad y a la consideración debida a su dignidad. Deben gozar de protección frente a las ofensas verbales o físicas de naturaleza sexual y frente al acoso por razón de su orientación sexual.


El alto tribunal gallego considera que tras las frases tendenciosas o banales existe un mensaje homofóbico que «hiere y humilla» a la demandante y afecta a su capacidad de integración en el trabajo porque la subvaloran.


La sentencia critica que la heterosexualidad sea colocada en los lugares de trabajo como «natural» mientras que los gais y lesbianas son «negativos». El TSXG deplora que la homosexualidad, en concordancia con las prohibiciones religiosas, sea desacreditada como «pecado, enfermedad o anormalidad», lo que justificaría para algunos que dicho colectivo no tuviese los mismos derechos que el resto.


El tribunal rechaza que el estereotipo de «lesbiana masculina» sea pretexto para burlas y que las frases de mal gusto son denigrantes para cualquier mujer.

> Berria: Justizia > CANARIAS: CONDENA DE 9 AÑOS A UN JOVEN QUE ABUSO DE UN MENOR EN LAS PALMAS

  • Condenan a 9 años de cárcel a un joven que abusó de un menor gay en la capital grancanaria
  • Compartía habitación con la víctima
  • Canarias7, 2007-07-26 # EFE · Las Palmas

La Audiencia de Las Palmas ha condenado a nueve años y seis meses de prisión a un joven de 27 años natural de Yakarta (Indonesia) por haber abusado sexualmente de manera continuada de un menor gay, con cuya madre el acusado mantenía una relación de amistad.


Según una sentencia hecha pública hoy por el Tribunal Superior de Justicia de Canarias, el menor tenía trece años cuando comenzó a sufrir los abusos por parte del acusado, B. M., que consistían en felaciones y penetraciones anales, y se produjeron en varias ocasiones no determinadas entre los años 2004 y 2006 en la capital grancanaria.


La madre del menor declaró en el juicio que dejaba a su hijo al cuidado del acusado, pese a su oposición, porque B. M. carecía de trabajo y era amigo de su pareja, y que por ello también residía en su domicilio, donde compartía habitación con la víctima, aunque no cama, refiere la sentencia.


En los hechos probados se señala que no se demostró en el juicio que el acusado amenazara con pegar al menor para mantener esas relaciones, ni que en ocasiones le agrediese o le tapase la boca y le agarrase de los brazos para consumar su propósito.

> Berria: Hiesa > LIBIA: ANULADA LA PENA DE MUERTE CONTRA LAS ENFERMERAS BULGARAS Y EL MEDICO PALESTINO

  • Anulada la pena de muerte contra las enfermeras búlgaras en Libia
  • El País, 2007-07-18 # Agencias · Trípoli

El Alto Consejo de Justicia de Libia conmutó la pena de muerte por la cadena perpetua para las cinco enfermeras búlgaras y el médico palestino acusados de contaminar con el virus del sida a 426 niños libios. Los condenados podrán ser trasladados a Bulgaria según los acuerdos de extradición.


Antes de la decisión de la más alta instancia judicial libia, las familias de los niños afectados confirmaron, tras recibir millonarias indemnizaciones, su renuncia a la pena de muerte emitida por el Tribunal Supremo de Libia contra las cinco enfermeras búlgaras y el médico palestino.


Un portavoz de los padres de los 426 niños infectados (de los que 56 ya han muerto) en el hospital Al-Fateh de Bengazi, anunció a la prensa en Trípoli que, tras haber recibido una indemnización de un millón de dólares por familia (720.000 euros), éstas retiran su exigencia de que los cooperantes sean castigados con la pena capital.


La conmutación de la pena de muerte fue bien recibida por Bulgaria. El ministro de Exteriores, Ivaïlo Kalfine, calificó la decisión como “un gran paso en la dirección correcta”, aunque afirmó que para Sofía el caso no estaría cerrado hasta que las enfermeras regresen a Bulgaria. También la UE y EE UU expresaron su satisfacción por el desenlace.


Un portavoz de la Fundación Gaddafi, que ha mediado con los padres, confirmó que todas las familias recibieron la indemnización a cargo del fondo internacional de ayuda creado en 2005 para ayudar a Libia a combatir el sida. El fondo ha sido dotado colectivamente por Bulgaria, Libia y varios países europeos, con el apoyo de la UE y EE UU. Los abogados de los acusados consideraban que la decisión de las familias de retirar la petición de pena de muerte sería fundamental para que sus defendidos evitaran el pelotón de fusilamiento.


En prisión desde 1999
Las cinco enfermeras y el médico permanecen encarcelados desde 1999, cuando fueron detenidos junto a otros 13 trabajadores búlgaros, estos últimos liberados poco después. Desde el principio del proceso, los seis acusados afirmaron que sus confesiones iniciales, en las que se autoinculpaban, fueron logradas tras ser torturados.


El largo periplo de los acusados por los tribunales libios comenzó en el año 2000. La primera sentencia de una corte en Trípoli condenaba a los sanitarios a morir ante un pelotón de fusilamiento libio, pese a las protestas de Bulgaria, que acusó al país africano de perpetrar un juicio político, y la condena de Amnistía Internacional, que denunció “múltiples irregularidades antes de celebrar el juicio”. La sentencia de muerte se repitió en los procesos de 2004 y 2006.


Luc Montagnier, el investigador francés que identificó por primera vez el virus del sida, se trasladó en 2003 a Libia para analizar el caso. Su informe considera que la infección de los niños se produjo de forma accidental por las pésimas condiciones de higiene del hospital de Bengazi.

> Berria: Hiesa > LIBIA: LAS FAMILIAS DE LOS NIÑOS INFECTADOS DE SIDA COMIENZAN A RECIBIR INDEMNIZACIONES

  • Las familias de los niños libios infectados de sida comienzan a recibir indemnizaciones
  • Las compensaciones permitirán librarse de la pena de muerte a las enfermeras búlgaras y el médico palestino
  • El País, 2007-07-17 # Agencias · Trípoli

Las familias de los niños libios infectados por el virus del sida han comenzado a recibir compensaciones económicas en contrapartida por renunciar a que las enfermeras búlgaras y el médico palestino fueran condenados a muerte, según ha informado el portavoz de las familias. “Anoche recibieron sus cheques y esta mañana han comenzado a retirar el dinero de los bancos”, ha asegurado.


El pasado domingo las familias declararon haber aceptado la compensación.


El Alto Consejo de Justicia libio tiene previsto pronunciarse hoy sobre el caso de los cooperantes sanitarios. Esta instancia, que depende del Ministerio de Justicia, debía haber decidod ayer pero lo aplazó hasta hoy, martes, sin explicar los motivos.


El retraso, en opinión de los medios diplomáticos europeos que siguen el caso, se puede deber a que el tribunal necesitaba contar con un documento firmado por los familiares de los niños, en el que estos renunciaban a exigir que se cumpliera las penas de muerte.


La Justicia
libia condenó en dos ocasiones a la pena capital a los seis cooperantes sanitarios, y el Tribunal Supremo ratificó esas condenas.


El último recurso depende del ACJ, que es un organismo que puede tener en cuenta razones políticas, y que debido a la atención despertada internacionalmente por este caso, se prevé que se decante por el cambio de las penas a muerte, por condenas de prisión.


Hace ya más de ocho años que las enfermeras y el médico están encarcelados y, para acelerar la salida de este caso, los cooperantes firmaron la semana pasada una solicitud de clemencia ante las altas autoridades del Estado libio.

> Berria: Eliza > EL TRIBUNAL SUPREMO RATIFICA LA CONDENA AL ARZOBISPADO DE MADRID POR NO VIGILAR A UN CURA PEDERASTA

  • El Tribunal Supremo ratifica la condena al Arzobispado de Madrid por no vigilar a un cura pederasta
  • Telecinco, 2007-07-10

El Tribunal Supremo ha confirmado la sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid que condenó a dos años de cárcel a un cura por abusar sexualmente de un menor, entre los años 1999 y 2001, y declaró responsable civil al Arzobispado de Madrid, dirigido por Rouco Varela, por no vigilar al sacerdote que abusó del menor.


La sentencia del Tribunal Supremo ha rechazado el recurso interpuesto por el Arzobispado contra la resolución de la Audiencia de Madrid el pasado mes de octubre que condenaba tanto al sacerdote como al Arzobispado por no vigilar al cura.


La Audiencia madrileña condenó entonces a Rafael S.N. a la citada pena y a que indemnizara al menor con 30.000 euros por los daños materiales y morales causados, ya que la Sala Sala consideró al acusado autor de un delito continuado de abusos sexuales.


Sin embargo, también fue condenado el arzobispado de Madrid por infringir cánones del Código de Derecho Canónico que le obligan a labores de vigilancia y control sobre los párrocos de las diócesis.


Para el Tribunal Supremo, los hechos han quedado “corroborados en su credibilidad” con la declaración del menor en el juicio oral así como con “otros datos” proporcionados por testigos y peritos en la vista. Por todo ello, el sacerdote tendrá que pasar dos años en la cárcel y el arzobispado de Madrid deberá pagar 30.000 euros al menor.